Carolina Costa – Tienda Aló “La gente no compra productos compra soluciones”

Carolina Costa – Tienda Aló “La gente no compra productos compra soluciones”

Esta es una historia de dos hermanas emprendedoras con grandes valores y responsabilidad hacia sus clientes. Creadoras de una de las primeras tiendas online de indumentaria femenina de Argentina.

  •  Contanos tus comienzos ¿cómo fue que decidiste empezar con este modelo de negocio? ¿Cuál fue el disparador? ¿Trabajabas en otro lugar antes?

Con mi hermana vivíamos en un pueblo chico y nunca conseguíamos las indumentaria que nos gustaba, esta fue la principal necesidad que buscamos satisfacer.

Comenzamos trabajando para pequeñas tiendas del interior de Córdoba, mientras terminabamos nuestras carreras de Marketing y Publicidad.

Asesorábamos pequeñas tiendas y también les ofrecíamos el servicio de Community Managment. Además del manejo de redes también buscabamos generar eventos, desfiles de moda u organizar las vidrieras.

Trabajando para un local de nuestro pueblo, a través de las redes sociales, nos empezaron a pedir ropa desde La Pampa, Córdoba Capital y Río Cuarto. O sea, gente que vivía en urbes mucho más grandes empezaban a pedir ropa a un local ubicado en un pueblo.”

Le comunicamos esto a la dueña de la tienda y le propusimos empezar a trabajar también con comercio electrónico, pero justo estaba atravesando un momento personal diferente y decidió quedarse solo con el local físico.

En ese momento decidimos abrirnos con mi hermana para crear una tienda online, era el momento ideal para abrirla ya que no había tanta competencia, pero sí había que enseñarle al cliente como concretar una compra mediante Internet.

  • En su tienda online tienen, desde tutoriales para qué llevar de viaje a cómo medirse el cuerpo para saber si la prenda comprada va a quedar bien, pasando por tips de maquillaje. ¿Vislumbras algún cambio a futuro en este modelo de negocio? ¿Enseñarle al cliente es parte de esto?

Estamos cambiando el negocio generando otro contenido de interés, buscando posicionarnos desde otro lado. Pero sin cambiar el concepto inicial,  que siempre fue la accesibilidad. Buscamos hacer algo dentro de la moda y de la imagen de una forma accesible para todas las personas.

Hoy en día ya es posible acceder a cualquier cosa que te guste a través de Internet, entonces empezamos a cambiar y barajando diferentes oportunidades, notamos que la mujer tenía la necesidad no solo de obtener la prenda de ropa que le gustaba, sino también saber con qué a usarla y cómo combinarla.

En pocas palabras buscamos hacer accesible, a la mayor cantidad de personas posible, el asesoramiento de imagen. Porque consideramos que la imagen propia es comunicación y no solo buscamos entregar productos, sino también un servicio personalizado y de calidad.

  •  Sin dudas es un modelo de negocio que rompe con lo tradicional de “salir a comprar ropa”, es una experiencia completamente distinta. Se puede conocer cara a cara a los fabricantes, lograr un vínculo más profundo con la marca y concretar una compra más íntima ¿Cómo se traduce esto? ¿Cuál es el resultado?

Para nosotras es algo super importante y más que todo cuando estás comprando cosas que implican una persona. Comprar ropa no es como comprar una cafetera, la ropa la llevamos encima nuestro y esto de alguna forma refleja lo que llevamos adentro.

Nuestra atención al cliente es puramente personalizada, no hay nada automatizado. Esto para nosotras es algo esencial. Charlamos con las clientas, ellas nos conocen y les despejamos las dudas.

Si sabés manejar la atención al cliente vía Internet, con mucho trabajo, podés lograr un vínculo casi como el cara a cara con la persona. La tecnología permite crear vínculos más personalizadas sin importar la distancia.

  •  Tengo entendido que no solo venden “ropa”, hay todo una idea detrás, un concepto diferente, enfocado en la verdadera satisfacción del cliente ¿Qué es lo que quieren transmitir desde Tienda Aló?

Desde Tiendas Aló siempre buscamos transmitir el mismo concepto, la accesibilidad. No solo geográfica, sino poder acceder a servicios, formas y cosas que no todos pueden acceder, como la asesoría de imagen.

Buscamos llegar a una mujer como nosotras, una mujer millennial. Una mujer que trabaja, que tiene su vida y que se quiere vestir bien. Sentirse bien con ellas mismas y no solo ponerse algo porque está de moda sino que lo que vistas digas quién vos sos y te represente con comodidad. Porque esto va ligado a como te vas a sentir y cuánta autoestima vas a tener.

  •  Desde EmprenGo siempre buscamos inspirar a nuestros lectores, de alguna forma queremos que la gente se anime a emprender ¿Tenés algún consejo para dar?

Uno de mis errores como marketinera, al comienzo del emprendimiento, fue pensar solo en productos, en el servicio, en la tienda, la vidriera, etc. Me había olvidado de pensar en lo más importante, que es la gente. La gente no compra productos compra soluciones.

Yo creo que la clave está en mirar a las personas como son y no como uno quiere que sean, hay que mirar bien y enfocarse en ellos.

Es una gran satisfacción saber que todo lo que hiciste como trabajo también ayuda a las gente, tiene un gusto distinto.

Autor

Responder